Lugares mágicos si los hay

Situado en el departamento de la Mancha, el Monte Saint-Michel se encuentra a 3h30 de París. Es un importante sitio de peregrinación, increíble arquitectura medieval y toda la belleza del paisaje que rodea el lugar.

Es uno de los lugares más visitados de Francia, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1979.

Tuve la suerte de conocer este lugar “mágico” en el año 2005. Existe un abuso de la palabra mágico, para describir lugares, situaciones, etc. que nos gustan mucho. Pero en este caso, les puedo asegurar que el lugar merece el adjetivo.

mont-saint-michel

Y es uno de los pocos lugares del mundo, que luce con cielo azul despejado o con un día de niebla horrible. Cualquiera sea el pronóstico, el lugar hace el resto.

 

La Grand Rue

Sus calles estrechas y medievales llenas de gente, negocios, hoteles, bares y restaurantes, transportan a uno a épocas pasadas. La Grande Rue es la calle principal, sinuosa, y un tanto empinada lleva hacia la maravilla que es el monasterio.

Fue realmente único poder pasar la noche dentro del recinto amurallado.  Cuando casi todos los visitantes habían partido con sus buses turísticos rumbo a su próximo destino, los pocos afortunados nos adueñamos del lugar.

Pasear por sus calles a la caída del sol, sin tumultos y gritos, sin apuros, es un recuerdo que quedará por siempre en mi memoria.

mont-saint-michel

 

El monasterio

Es una joya de la arquitectura religiosa, con sus dimensiones monumentales, sus columnas de granito y su claustro increíble en la cima del complejo. Es difícil imaginar cómo se logró su construcción con las herramientas y las posibilidades de la Edad Media.

mont-saint-michel
Anteriormente, se accedía a esta pequeña ciudad amurallada a través de un terraplén que unía tierra firme con el Monte. Los autos se dejaban al costado del terraplén y sólo en contadas oportunidades la marea subía hasta convertir el lugar en una isla.

Según la leyenda, el mar sube “a la velocidad de un caballo al galope”. Un espectáculo fantástico a observar desde la abadía y sus murallas, especialmente la terraza del Oeste que queda en la explanada de la abadía, pero también desde la bahía.

 

mont-saint-michel

Claustro del monasterio

 

Tras 10 años de obras…

Me entero por estos días a través de un artículo, que el acceso cambió completamente en la actualidad. Les cuento para quienes tengan la oportunidad de conocer este increíble lugar un resumen de lo que leí:

El Mont Saint-Michel y su bahía cambiaron su fisonomía y recuperaron su verdadera naturaleza tras 10 años de obras. Vuelve a ser una isla durante unas horas, coincidiendo con las grandes mareas. El tema, es que a raíz de la sedimentación acumulada y la mano del hombre, los alrededores del monte se habían llenado de arcilla y el mar se iba alejando. Un estacionamiento al pie de las murallas contribuía a malograr el paisaje. Los expertos internacionales fueron tajantes: si no se hacía nada, en 2040 el Mont Saint-Michel hubiese quedado rodeado de prados salados.

 

La acción conjunta para salvar el entorno

Por este motivo, Europa, Francia, Normandía y Bretaña decidieron actuar conjuntamente proteger el lugar. Las obras empezaron en 2005 con el propósito de reestablecer el paisaje que rodea el lugar y renovar su acceso.

Se construyó una presa en la desembocadura del río Couesnon, con fuerza suficiente para permitir que el agua expulse los sedimentos mar adentro, lejos del Monte.

Parte importante del proyecto es la travesía entre el continente y el Mont Saint-Michel: crearon un centro de recepción, un nuevo acceso, nuevos medios de transporte: la idea es que el lugar siga siendo accesible para todos!

Otra novedad es la construcción de un puente-pasarela para caminar sobre el agua, del arquitecto  Dietmar Feichtinger

 

Datos prácticos sobre el Mont Saint-Michel

 

Cómo llegar.

En avión
De Normandía, el aeropuerto de Caen-Carpiquet y Deauville-Normandie.
De Bretaña, los aeropuertos de Rennes y Dinard.

En tren
Opción 1) Paris – Rennes – Le Mont-Saint-Michel (tren + bus)
Opción 2) Paris – Dol de Bretagne – Le Mont-Saint-Michel (tren + bus)
Opción 3) Paris – Caen – Pontorson (tren) – Le Mont-Saint-Michel (bus)

En auto
A13 hacia Caen – A84 hacia Avranches – Le Mont-Saint-Michel
A11 hacia Le Mans – A81 hacia Laval – Fougères, Le Mont-Saint-Michel

Desde el Reino Unido o Irlanda, hay numerosas líneas de ferry y por otro lado, varias líneas aéreas conectan Inglaterra y Normandía a través de los aeropuertos de Deauville-Normandía y Caen-Carpiquet.

El nuevo estacionamiento está situado a 2,5 km en el continente.
Precios: 24 hs: 11,70 €  48 hs: 23,40 € /  2 hs:  6,30 €

Se puede llegar al monte desde el estacionamiento y desde el Centro de Informaciones Turísticas (Place des Navettes), por buses gratis
O caminando por las sendas peatonales.

 

Imperdibles

Por supuesto conocer la Abadía. Fue construida en varios niveles. Las vistas de la bahía desde lo alto de la Abadía son divinas!

mont-saint-michel

Caminar por la Grande Rue y las murallas.

Visitar la Logis de Tiphaine, que fuera la casa histórica del caballero Bertrand du Guesclin (condestable del ejército del Rey de Francia)

La iglesia parroquial también merece una visita.

Para los aventureros: se puede recorrer acompañado de un guía, la bahía del Mont-Saint-Michel, pero no está permitido ir solo porque es muy peligroso, ya que existen arenas movedizas.

 

Alojamiento

 

Existen muchos hoteles y restaurantes en el interior de la ciudadela, en las proximidades inmediatas y en la bahía. Otra opción es alojarse en la bahía en una casa rural o una casa de huéspedes.

 

La historia del Mont Saint-Michel

El Mont-Saint-Michel es, ante todo, un lugar sagrado y lleno de historia. El obispo Aubert, obispo de Avranches, a raíz de la aparición del Arcángel Miguel, hizo construir en el año 709, un santuario en el monte Tombe, que por aquel entonces era un simple islote de granito.

En el año 966, una comunidad benedictina construyó en la roca una abadía.

mont-sint-michel

A lo largo de los siglos se siguió construyendo el increíble complejo arquitectónico: la iglesia abacial románica y los edificios del convento en los siglos XI y XII y los edificios de Merveille (el claustro y refectorio) del siglo XIII al XVI.

En el siglo XIV, los edificios de protección militar preservaron el Monte en la Guerra de los Cien Años y, al mismo tiempo, el pueblo.La construcción del edificio es un milagro, ya que los bloques de granito traídos de las islas Chausey fueron tallados y luego izados hasta la cima del monte.

 

Este es uno de mis lugares favoritos en el mundo. Porque en él se conjuga un entorno magnífico, una arquitectura prodigiosa colmada de historia, y una sensación de espiritualidad que colma el alma. Te pasó esto en algún otro lugar? 

 

 

Descarga la guía gratuita

Enterate de mis secretos

Conocé mis hoteles preferidos


Tramando Viajes te informa que todos los datos de carácter personal solicitados para tu suscripción en este formulario serán tratados por Florencia Pagano como responsable de esta web. La finalidad de pedirte tus datos es gestionar el alta de esta suscripción para poder compartir con vos mi newsletter semanal con los últimos artículos del blog, mandarte regalos y publicaciones, promociones de productos y/o servicios propios y de terceros afiliados. Tu legitimación se realiza sólo a través de tu consentimiento. Tus datos están alojados en los servidores de mi plataforma de email marketing Active Campaign suscrita al Privacy Shield. (Más información de la política de privacidad de Active Campaign). Te adelanto que están más que protegidos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión de tus datos en tramandoviajes@gmail.com, así como el derecho de presentar un reclamo ante la autoridad de control que corresponda. Para más información podés consultar nuestra política de privacidad.

Hidden Content